lunes, 10 de diciembre de 2012

Cuál es el estado actual en Argentina
(Parte II)

En nuestro país, la PKI -Infraestructura de Clave Pública- está encabezada por su ACR -Autoridad Certificante Raíz- que es la Subsecretaría de Gestión Pública de la Nación, dependiente de la Jefatura de Gabinete de Ministros, que a su vez ha delegado las funciones de Ente Licenciante a la Oficina Nacional de Tecnologías de la Información -ONTI-.

El Ente Licenciante ha designado hace no mucho tiempo, a dos ACL -Autoridad Certificante Licenciada- AFIP y ANSES, ambas autorizadas para la emisión de certificados digitales dentro del ámbito de sus funciones es decir, el ámbito público. De manera que en la actualidad, en nuestro país, no existe ACL que emita certificados digitales para su utilización en el ámbito privado, dejando a esta potente herramienta tecnológica sólo para unos pocos privilegiados del ámbito público, donde la realidad muestra que la utilización de la FD es bastante escasa.

La única alternativa existente hoy en día para los ciudadanos, es la emisión de certificados digitales que realizada la propia ONTI pero cuidado, porque sólo son certificados digitales de correo electrónico, que lo único que hacen es verificar la existencia de la dirección de correo electrónico del emisor, pero sin comprobar de ninguna manera su identidad. Como bien lo dice en los propios procedimientos oficiales, es sólo para experimentar como sería tener una firma digital, pero que carece de sus características.

En el próximo post vamos a exponer las conclusiones finales de esta serie, las que pondrán de manifiesto cual es la real situación en nuestro país.

Este post se basa en el texto del artículo Firma Digital en Argentina: Manteniendo la ilusión de Marcelo Temperini

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Buscar este blog